Saltar al contenido
Cura Para El Herpes

Un nuevo estilo de vida para reducir la intensidad y frecuencia de los brotes del herpes genital

Dado que seguimos buscando una cura para el herpes genital, la mejor cosa que un paciente puede hacer es hacer algunos simples cambios de estilo de vida para que la enfermedad sea mucho más fácil de manejar.

Antes de leer el artículo si quiere usted puede conocer mi caso personal con el tratamiento del herpes.

Tratar los disparadores:

Una manera fácil de manejar esta condición es identificar los factores desencadenantes y tomar medidas efectivas para asegurar que se mantienen fuera de su día a día. A continuación se presentan los desencadenantes más comunes que pueden dar lugar a un brote de herpes genital.

•Estrés: El estrés prolongado es uno de los factores principales del estilo de vida que contribuye al brote de herpes genital, y esto hace que sea importante que quienes sufren de esta condición manejen el estrés efectivamente. Dormir lo suficiente, comer una dieta bien balanceada, hacer ejercicio y llevar una vida relajada en general tendrá un efecto positivo en el tratamiento de estrés, lo que reduce la frecuencia de los brotes.

•Factores Sexuales: la fricción provocada a causa de las relaciones sexuales se sabe que irrita la piel, y esto puede funcionar para activar un brote. La utilización de lubricantes naturales puede ayudar a minimizar la irritación. Si usted ha estado usando lubricantes artificiales debe dejarlos de forma inmediata. Además, no tener relaciones sexuales durante un brote es la manera de proceder.

•Sistema inmunológico débil: los enfermos de herpes genital que sufren de un sistema inmunológico débil o que han sufrido recientemente un traumatismo (incluso la cirugía) pueden sufrir un brote. Comer una dieta rica en antioxidantes en una forma de estimular su sistema inmunológico y hacer ejercicio, mantener un peso saludable, beber alchool con moderación.

•La luz del sol y los resfriados comunes: Mientras que estos dos factores contribuyen en el desencadenamiento de brotes de herpes oral, no hay evidencia acerca del papel que juegan en el brote de herpes genital. Sin embargo, si usted cree que estos factores desencadenan los brotes, lo mejor es evitarlos, y tomar las medidas preventivas pertinentes.

Hacer Cambios en la dieta:

Las posibilidades de evitar un brote de herpes genital aumentan su usted come una dieta saludable. Una dieta saludable para las personas que sufren de esta condición, básicamente, significa consumir una buena cantidad de frutas, verduras, granos enteros y grasas no saturadas.

Suplementos dietéticos

El uso de suplementos dietéticos, según lo sugerido por la investigación llevada a cabo en la “Universidad de MarylandMedical Center ‘, puede ayudar en el tratamiento del brote de herpes genital. La lisina, un aminoácido que se encuentra en el pescado, el pollo, los huevos y los suplementos particulares, es buena para reducir el período de un brote, y también puede ayudar en la prevención de la formación de las lesiones.

El zinc puede ser capaz de ayudar a controlar los síntomas y curar las ampollas más rápido. El zinc es importante para el tratamiento de los síntomas del herpes porque el zinc es conocido por aumentar la inmunidad mediante el aumento de las células de linfocitos T.

Los suplementos con extracto de Ginseng siberiano es bueno para reducir la duración y severidad de los brotes, aunque las personas que sufren de enfermedades como la narcolepsia, apnea del sueño, o presión arterial alta, así como a las madres embarazadas y lactantes,  no lo pueden utilizar.

Lo que es importante saber, sin embargo, es que estos resultados no son compatibles con todos los estudios realizados, y si usted está buscando en el uso de suplementos dietéticos busque asesoramiento médico.

Tratar el malestar:

Si usted sufre de herpes genital, es casi un hecho que va a sufrir brotes, aunque la frecuencia con la que se producen puede variar. Hay otras cosas simples que usted puede hacer para tener un efecto positivo en la reducción de la incomodidad que siente..

– Tome baños de agua caliente

– Asegúrese de secar la zona afectada (con cuidado) cada vez que toma un baño / ducha

– Use ropa suelta

– Use ropa interior de algodón

– No utilice productos químicos en la zona afectada (incluye desodorantes, perfumes, etc)

– No utilice ungüentos / lociones / cremas sin buscar consejo médico

El papel de su compañero:

Una vez que se diagnostica la enfermedad, es muy importante que usted hable con su pareja. Para empezar, él / ella también debe pasar por la prueba y, en caso positivo, recibir el tratamiento necesario. Aprender más acerca de la condición en conjunto ayudará a que ambos permanezcan unidos y se apoyen mutuamente.

En resumen,  su estilo de vida es determinante a la hora de reducir los brotes. Además, un tratamiento natural le ayudará mucho.