Saltar al contenido
Cura Para El Herpes

Como Curar la Culebrilla con Remedios Caseros

Si has detectado que tienes una enfermedad llamada “culebrilla”, entonces no puedes dejar de leer el siguiente artículo. Aquí encontrarás métodos eficaces para curar culebrilla. El tratamiento puede llevar varios días, porque se trata de un virus potente. No te preocupes, que tiene solución.

imagen de la culebrilla o herpes zosterEl herpes zoster se conoce en los países de habla hispana como “culebrilla”. Se trata de una infección en los nervios y ganglios que provoca la reactivación del virus de la varicela.

Es incómodo, a veces doloroso y sobre todo, irritante. Por ello es que apenas aparecen los síntomas, es necesario eliminar la enfermedad.

¿Qué diferencia hay entre la varicela y la culebrilla?

Antes de explicar cómo curar el herpes zoster, es necesario aclarar de qué se trata la culebrilla. En primer lugar, la varicela causa más picazón y la culebrilla puede ser más dolorosa. Durante las primeras etapas de la aparición del herpes, se siente un hormigueo o ardor. Y en el caso de la varicela, aparecen las ronchas de la noche a la mañana.

En ambos casos, la piel está más sensible. La culebrilla convierte el enrojecimiento en ampollas con un líquido claro en su interior, algo que no pasa con la varicela. El herpes zóster afecta algunas áreas del cuerpo, como ser el torso, el cuello, las piernas y los brazos. La varicela aparece en todos los rincones de la piel.

Referencia: Herpes y varicela en la salud pública

2 remedios caseros para curar la culebrilla

Si tienes herpes zóster o culebrilla, debes saber que existen varios tratamientos naturales que pueden ayudarte. Si quieres que las ampollas dejen de picar o se sigan propagando y dejando cicatrices, entonces presta atención a estas recetas caseras.

Compresas de agua fría

Todos los días realiza compresas con agua fría en la zona afectada. Simplemente debes mojar bien un paño o lienzo con agua (si está helada mejor) y aplicar donde tienes las ampollas del herpes.

Deja entre media hora y 40 minutos o bien hasta que la tela se seque o se caliente. Repite al menos cuatro veces al día. Puedes hacerlo a la mañana, al mediodía, a la tarde y a la noche.

Cascara de plátano

Aprovecha las propiedades del plátano o banana para la cura del herpes. Después de comer la fruta, no deseches la cáscara. Córtala de manera tal que tape toda la zona de ampollas producidas por la culebrilla. Aplica la parte interna del plátano sobre el área afectada y deja que actúe durante por lo menos 20 minutos.

Debes repetir este tratamiento por dos semanas seguidas para ver resultados. Para acelerar el proceso, puedes colocar la cáscara antes de irte a dormir, sostener con una venda y dejarlo toda la noche, quitando por la mañana cuando te levantes.

Como puedes ver, existen diferentes maneras de curar el herpes sin recurrir a los medicamentos o químicos, que son muy costosos y a la vez pueden tener efectos secundarios.

Las recetas caseras se utilizan desde hace muchos años con resultados maravillosos. Por eso también es muy recomendado el tratamiento PROTOCOLO DEFINITIVO DEL HERPES, de Melanie Addington (puedes ver el video que explica este tratamiento al final del artículo).

El mayor beneficio de este sistema es que te permite destruir para siempre el virus del herpes tipo I y II sin desatar una guerra química en tu cuerpo.

Es el único sistema que ataca el herpes desde 3 ángulos al mismo tiempo, garantizando su desaparición total. Con su guía descubrirás la forma de recuperar tu sistema inmune para evitar infecciones, mientras debilitas al virus hasta acabar con él de forma definitiva.

Este sistema sirve para eliminar la culebrilla y también para el herpes labial o genital, con la total certeza de aplicar un tratamiento natural y sin efectos secundarios.